Emprendedores de la economía social se hicieron acreedores de microcréditos y herramientas que entregó el Ministerio de Desarrollo Social a 88 titulares de pequeñas empresas comerciales, productivas y de servicios.

El acto de entrega formal se realizó en el Salón Blanco de Casa de Gobierno, con la presencia del presidente subrogante de la Legislatura a cargo del Poder Ejecutivo, Julio Silman; el secretario general de la Gobernación, Pablo Yedlin; los ministros, de Desarrollo Social, Gabriel Yedlin, y de Interior, Miguel Acevedo; además del secretario de Articulación Territorial y Desarrollo Local, Ramiro González Navarro y el legislador, Ramón Cano.

El titular de Desarrollo Social destacó que durante el 2016 y parte del 2017 se pudo dar respaldo a cerca de 600 familias “con fondos provinciales, gracias a la ampliación presupuestaria que dio el gobernador, Juan Manzur”.

Un proyecto para generar trabajo y una solución por parte del Estado para dar apoyo a ese tipo de iniciativa , fue lo que valoró el intendente de Bella Vista, Sebastián Salazar (Acuerdo para el Bicentenario), quien dijo que “la gente necesita soluciones concretas y lo que se acaba de plasmar en este Salón Blanco es una solución a los vecinos del municipio, a quienes también se les entregó recursos genuinos para que puedan sustentarse ellos y sus familias”.

También participó del acto el intendente de Alderetes, Sergio Venegas, quienes acompañaron a vecinos de esas jurisdicciones que fueron beneficiados.

Claves para el éxito de un proyecto emprendedor

“Voluntad irreductible de salir adelante”, es fundamental para que una idea se concrete, afirmó González Navarro, además de “aprovechar las capacitaciones que brinda la Dirección de Economía Social, avanzar en programas de marketing y cuestiones vinculadas al mercado que desde esa área evaluamos y tratamos de fortalecer”.

Recordó que quien desee gestionar un emprendimiento, si es de Capital, debe acercarse a las oficinas de la Dirección de Economía Social en el ex predio Ferial, Charcas 51 o a la Unidad de Gestión de Microcrédito que funciona en el mismo lugar. En el interior, los interesados deben dirigirse a las áreas sociales de los gobiernos locales.